Higiene facial correcta

La clave para una correcta higiene facial está en una rutina que proteja tu rostro del sol, la contaminación, la mala alimentación y la grasa que genera la piel impidiendo que respire. Por ello, es necesario lavarse la cara por la mañana y antes de dormir, para eliminar impurezas y  toxinas, además de prevenir enfermedades e infecciones, como la dermatitis.

El objetivo de la higiene facial es retirar las células muertas de la capa superficial de la piel, que impiden una adecuada oxigenación e hidratación, para devolverte una piel luminosa y llena de vitalidad. Hay que tener en cuenta que cada tipo de piel requiere un cuidado con productos cosméticos específicos que se adapten mejor a cada necesidad:

-        Higiene facial para pieles grasas: Se trata de una piel  gruesa, con una superficie húmeda y bien hidratada, es importante limpiarla con productos suaves por la mañana y por la noche para matar las bacterias y el exceso de sebo que obstruye los poros. 

-        Higiene facial para pieles mixtas: Suele presentar más grasa en la zona “T” del rostro mientras que en los pómulos es más áspera. Recomendamos tratamientos de higiene facial que estén elaborados específicamente para pieles mixtas para que exfolien las zonas más complicadas.

-        Higiene facial para pieles secas: Son pieles tirantes con poros poco perceptibles y superficie deshidratada. Por ello hay que centrarse en cuidar la capa externa hidratándola con cremas, aceites y  tónicos sin alcohol. Es aconsejable realizar tratamientos hidratantes y exfoliantes para eliminar células muertas.

-        Higiene para pieles sensibles: Son intolerantes a gran cantidad de cosméticos en general. Una higiene facial muy agresiva puede dañarla por lo que recomendamos productos hipoalergénicos y sin fragancias.

Desde Farmacia Ana Llusar te recomendamos el mousse limpiador Effaclar de La Roche Possay para una perfecta higiene facial, perfecto para pieles sensibles y grasas,  disponible en nuestra tienda online.